Yo también soy Monagas

Discúlpenme si hago de este artículo algo más personal que periodístico. Y es que sólo unos pocos saben que pasé mi infancia en los campos petroleros de Monagas – Morichal y Quiriquire, para ser más exactos – viendo balancines y comiendo tortas de casabe. Hoy, algunos viejos amigos de la época han capitalizado esa vidaSigue leyendo «Yo también soy Monagas»